La Secretaría de Salud celebra el Día del Adulto Mayor

En el marco del Día del Adulto Mayor, celebrado cada 28 de agosto,  la Secretaría de Salud del Estado de Querétaro informa las acciones realizadas en el Programa de Atención al Envejecimiento, con el fin de brindar atención eficaz y oportuna a las personas mayores de 60 años.

El envejecimiento es un proceso natural que consiste en el deterioro progresivo del individuo, como resultado de la interacción de los factores genéticos, las influencias del medio ambiente y la capacidad de adaptación de un organismo a medida que pasa el tiempo.

De acuerdo a las proyecciones poblacionales, las personas que nacieron entre 1960 y 1980, serán parte de los adultos mayores para 2020 y fue en estos años cuando la tasa de natalidad era elevada.

Sin embargo, la vejez no es sinónimo de enfermedad, aunque es preciso reconocer que en esta etapa de la vida muchas personas llegan con enfermedades crónicas no transmisibles (ECNT) y sus complicaciones, así como con otro tipo de padecimientos, que se fueron desarrollando en décadas anteriores.

A partir de los 45 años de edad, tanto en hombres como en mujeres la discapacidad se incrementa de forma progresiva y alcanza su grado máximo a partir de los 70 años, cuando se incrementa el riesgo de deterioro funcional.

Por lo anterior, la Secretaría de Salud prioriza las acciones de prevención y promoción de la salud, con el objeto de atenuar la carga de enfermedades que aparecen en la vejez, coadyuvando a aumentar los años de vida saludable, a través del Programa de Atención al Envejecimiento, cuyo objetivo se centra en establecer una cultura de vida saludable, con perspectiva de género, en las personas adultas mayores y en aquellas con patologías de mayor relevancia.

Dentro de las enfermedades crónicas no transmisibles pueden considerarse: diabetes mellitus, hipertensión, hipercolesterolemia, enfermedades del corazón, embolia o infarto cerebral y cáncer; aunados a problemas de salud mental como depresión, deterioro cognitivo y demencia.

En esta etapa de la vida, también pueden sumarse síndromes geriátricos como caídas, que por la presencia de osteoporosis, derivan en fracturas; malnutrición; deterioro sensorial entendido como déficit visual y/o auditivo.

Para cumplir con el objetivo del Programa, la Dependencia Estatal ejecuta acciones permanentes, dirigidas a los adultos mayores, en todas las unidades de salud.

Algunas de las estrategias son: distribución de Cartillas Nacionales de Salud para el Adulto Mayor; campañas para promover el envejecimiento activo y saludable; detección de ECNT, vacunación, problemas periodontales, cáncer de próstata e hiperplasia benigna en hombres, cáncer de mama y cérvico-uterino en mujeres, así como detecciones de depresión y alteraciones de la memoria.

Entre las actividades de promoción se encuentran: orientación alimentaria y activación física diaria.

Además, todas estas acciones se intensifican en las Semanas Nacionales de Salud y en la Semana de Salud para Gente Grande (se lleva a cabo en el mes de octubre), en ésta última también se realiza la Carrera Caminata Dorada.

En el año 2014, se realizaron las siguientes detecciones: 24 mil 227 de depresión, 22 mil 387 de alteración de la memoria, 17 mil 38 de hiperplasia prostática y 6 mil 546 de incontinencia urinaria. Asimismo, se atendieron 7 mil 210 casos de caídas y se aplicaron 46 mil 336 vacunas a adultos mayores.