Fiestas Patronales sin alcohol en comunidades violentas de SJR

ESPECIAL

San Juan del Río, Qro. 15 febrero 2016.- El Presidente Municipal, Guillermo Vega Guerrero declaró que se analiza la posibilidad de prohibir la venta de bebidas embriagantes en los eventos posteriores a las fiestas patronales celebradas en comunidades identificadas como violentas por  el alto consumo de alcohol y  riñas,  lo anterior luego de que 7 policías resultaran  lesionados  en  una trifulca ocurrida en Laguna de Lourdes.

El  alcalde,  reconoció  que  hay  reincidencia en la venta clandestina de alcohol en  comunidades, lo que  deriva en riñas que  ponen en  riesgo a los  habitantes  y más recientemente  a los   cuerpos policiacos.

Jaripeos, bailes populares  y otras actividades  nocturnas durante las fiestas patronales podrían  ser suspendidas para  disuadir el consumo de alcohol en comunidades “peligrosas” dijo el edil

Laguna de Lourdes, El Organal, Arcila, San José y  San  Miguel Galindo  y la Estancia  han sido catalogadas  como las  zonas  rojas por el  alto  consumo de alcohol   y los recurrentes  altercados  y en las que se prevé suspender festividades posteriores a los actos religiosos.

El secretario de Seguridad Pública Arturo Calvario informó que este fin de semana debieron  ser  hospitalizados  7 elementos policiacos  que  junto con otros 13 uniformados acudieron a la comunidad de Laguna de Lourdes para  frenar una riña multitudinaria  ocurrida durante  las fiestas patronales. Los  7 elementos policiacos  fueron hospitalizados, dos  de ellos descalabrados,  uno sufrió una  herida  en un brazo.

El secretario de Seguridad Pública dijo que como corporación propondrán al gobierno  municipal que se prohíban las celebraciones posteriores a las actividades religiosas en comunidades de riesgo

Guillermo vega Guerrero  coincidió  en la  conveniencia de prohibir las festividades  nocturnas  en  puntos de alto   riesgo, para   evitar de esta manera   la venta  clandestina de alcohol

El edil dijo que se platicará con los delegados para  poder  acordar   la prohibición de eventos alternos a las  fiestas patronales.